Cine + Series

Plan9 Recomienda: Felices 36 años The Shinning!

23 mayo, 2016

Plan9 Recomienda: Felices 36 años The Shinning!

Probablemente, y si eres asiduo seguidor de nuestras redes sociales, habrás visto nuestro vídeo viral sobre The Shinning, la obra de King que hoy ,es una ópera bonita bonita. Si vives bajo un bunker, acá está.

Y aunque es un buen dato, la verdad es que  hoy, queremos recordarte algo mejor. Un 23 de mayo de 1980, el mundo conoció la versión de Stanley Kubrick.

Hoy El Resplandor cumple 36 años.

Una versión que inmortalizó a Jack Nicholson, como el chiflado Jack Torrance, acompañado por Shelley Duvall, Danny Lloyd y Scatman Crothers como Wendy, Danny Torrance y Hallorann respectivamente.

Considerada al día de hoy, como una de las películas más aterradoras de todos los tiempos (incluso, Scorsese la tiene en su top 11) El Resplandor de Kubrick es una obra que a pesar de adaptar la novela de King, difieren en tantos aspectos que finalmente se puede comprender como dos lecturas de la misma historia, bastante diferentes entre sí.

Kubrick, quién venía del drama histórico de Barry Lyndon, declaró en su minuto a Vicente Molina Foix, periodista de la sección de arte de El País:

“Era la primera vez que me leía hasta el final una novela que de las que me enviaban con vistas a una posible adaptación cinematográfica. Me vi absorto en su lectura y me pareció que su trama, ideas y estructura eran mucho más imaginativas de lo habitual en el género de terror; pensé que de ahí podía salir una magnífica película.”

Sin embargo, King nunca quedó satisfecho con su versión. Sabido es que el director recurrió a Diane Johnson, quién reescribió el guión original de Stephen y descartó ideas muy naives para la época, como arboles con forma de animales que se movían o el exceso de protagonismo de elementos supernaturales.

La reescritura de Kubrick, era una que remarcaba los aspectos psicológicos de los personajes de un hombre que ve su locura subrepticia catalizada por el influjo del Overlook al contrario de lo que pretendía el escritor. Un hombre normal, arrastrado a la locura por fueras externas.

No hace mucho, King, volvió a referirse al tema en una entrevista concedida a Deadline en donde se habla de la visión del director de 2001:

“Hablé con Stanley por teléfono antes de empezar” (…) “Recuerdo que notaba que estaba intentando abrir su propio camino en los libros y dijo. ‘Bueno, ¿no crees que todas esas historias de fantasmas son optimistas? Porque eso significa que, si hay fantasmas, hay un más allá, no nos limitamos a morir, seguimos adelante’. Y yo dije, ‘Señor Kubrick, ¿qué hay del infierno?’ Hubo una larga pausa al otro lado y dijo con una voz muy fría, ‘Yo no creo en el infierno'”.

Esto tiene mucho sentido. En una de las escenas de la versión especial, Wendy entra al Gold Room y observa aterrada que está llena de telarañas y de esqueletos. Kubrick finalmente decidió eliminar esta escena de la original (a pesar de estar muy bien hecha) por ser demasiado sobrenatural y por contradecir, en gran parte, a la temática y el concepto global de la película, el de espiral de locura al que se somete una familia ordinaria.

Te puede interesar:   Altered Carbon: El futuro según Netflix

Ahora bien, King, prosigue:

“Creo que ‘El resplandor’ es una película hermosa con una imagen magnífica” (…)”Como ya he dicho, es como un precioso gran Cadillac sin motor en su interior. En ese sentido, cuando se estrenó, muchas críticas no fueron demasiado favorables y yo era uno de esos críticos”.

“El personaje de Jack Torrance no tiene ningún arco en esa película”.

Cuando el periodista pregunta por su opinión actual, responde:

“Cuando vemos por primera vez a Jack Nicholson, está en la oficina de Mr. Ullman, el director del hotel, y ya sabes en ese momento que está loco como una cabra”.

Mucho se habla del simbolismo de la visión del británico. Desde la masacre indígena norteamericana, hasta teorías ahueonadas como la metáfora del Minotauro de Creta.

Varias de estas teorías tiradas de las mechas, las aborda el documental Room 237. Un docu muy divertido sobre precisamente eso, teorías muy alocadas sobre el simbolismo de la cinta.

Grabada con la usual elegancia del director, el uso de steadycam remarca notablemente el viaje a los que nos vemos sometidos como espectadores, manteniéndonos ajenos y siempre desde una perspectiva voyerista al desarrollo de la tragedia que acontece en los pasillos del hotel.

Una película que de todas formas, hace honor a su trama por medio de su producción. Sometidos a una tensión tremenda, la mayoría de los actores se refieren a ella como una experiencia desagradable.

Sabido es que Shelley Duvall fue elegida por su aspecto temeroso más que por su capacidad actoral (el mismo King criticó esta decisión, pues su versión de Wendy, era la de una mujer empoderada, a lo que Kubrick creía era algo irreal, pues una mujer de ese tipo, jamás, habría soportado a un sujeto como Torrance) y que además, fue sometida a un método extremo de “modelación” de su personaje, insultándola y sometiéndola a un profundo estrés  durante el rodaje. Duvall llego a sufrir crisis nerviosas post grabación.

Te puede interesar:   Old Man Logan es la base para la tercera película de Wolverine

¿Más mañanas de Kubrick?

La escena en la que Jack amenaza a Wendy, mientras sube las escaleras, se repitió cerca de 60 veces. A pesar de que la primera toma fue buena, Kubrick quiso que el agotamiento de repetir muchas veces una misma escena, se reflejara en la cara de Nicholson en forma de locura e ira. O la escena en dónde Halloran enseña la cocina a Wendy y Danny se repitió 85 veces y sometió a una dieta de queso a Nicholson, pues había leído que el queso, producía irritabilidad.

Todo esto, es parte del desarrollo de unas de las cintas modernas de horror, más alabadas de la historia. The Shinning cambió el cómo percibimos las películas de horror, nos enseñó que una adaptación no tiene porqué ser un calco de su fuente; es una muestra de cine mainstream del más alto nivel, nos dejó con escenas memorables y por sobre todo, con una un terror hacia las hachas, muy justificado.

Te dejamos como regalito un docu making off de la cinta.

Felices 36 años The Shining. Nos vemos en la habitación 237. Síguenos en Facebook.

Periodista. Fundador de Plan9. Weón fome.
Leave a comment

Comenta o muere: