El Infinito

OST: Scott Pilgrim música, cómic y videojuegos

10 noviembre, 2014

author:

OST: Scott Pilgrim música, cómic y videojuegos

La historia que cuenta cómo el bajista de una banda canadiense desconocida tiene que vencer a siete personajes para conquistar el amor de una mujer intrigante y con cabellos sexys, además de ser sumamente entretenida, tiene un soundtrack que vale la pena escuchar.

Scott Pilgrim vs The World, está inspirada en el comic del mismo nombre creado por Bryan Lee O’Malley y que ya lleva cuatro años desde su estreno, cuenta con la colaboración de diversos artistas de renombre, entre los que se destaca Beck, Broken Social Scene, Metric y Beachwood Sparks, además de tener unos cuántos clásicos acompañados de la música de los Rolling Stones y T. Rex.

La película, que se basa en varias bandas canadienses que viven de tocata en tocata, además de tener una clara estética basada en los videojuegos, tiene a tres grupos destacables: Sex Bob-Omb –los principales y protagonistas-, The Clash at Demonhead y Crash and the Boys.

 

Se entiende que si en la película existen bandas, detrás debe haber algún grupo musical que se encargue de darle vida a las canciones que se escuchan en la película, además de las que ya deben existir en el film. Y justamente es eso lo que hace del soundtrack algo tan particular, hay un jugueteo marcado y canciones escritas y tocadas específicamente para el fin de la película.

Michael Cera, protagonista del film y bajista en la banda principal –llamada Sex Bob-Omb- se unió con Mark Webber (guitarra y voz) y Alison Pill (voz y batería) para interpretar las canciones escritas y compuestas por el músico estadounidense Beck, quien fue pieza clave en el proyecto musical de la película. Por otro lado, el sonido de Clash at Demonhead está musicalizado por Metric y las canciones de  Crash and the Boys suenan de la mano de Broken Social Scene.

Te puede interesar:   Foals pierde a su bajista: Se anuncia la salida de Walter Gervers

El film, que fue dirigido por Edgar Wright, tiene un soundtrack cuenta con 19 canciones y dura casi una hora, además de tener una versión deluxe que incluye tres temas originales de Beck.

Dentro de estas 19 canciones, se puede ver un reflejo del rock más under, sobre todo canadiense, y varias pizcas de garage e indie rock británico. Las canciones de Sex Bob-Omb que aparecen son cuatro, incluyendo una versión en 8-bits del temaThreshold. Todas éstas, recordemos, creadas por Beck.

También se escucha una versión más folk del clásico de Sade ‘By Your Side interpretado por los estadounidenses, y anteriormente mencionados, Beachwood Sparks.

Otro punto destacable del álbum es la participación de Frank Black, vocalista de los Pixies, en una de las canciones que hace referencia a la hermosa mujer de los cabellos coloridos, Ramona Flowers, en la ondera ‘I Hear Ramona Sing’.

El soundtrack de Scott Pilgrim vs The World, que pasa desde épicos combates y humor sin sentido hasta batallas de bajo y amores no correspondidos, a pesar de recibir criticas mixtas, se ha convertido en todo un fenómeno de culto en la web.

Era complejo el escenario de crear los temas perfectos para que los caracteres de las bandas y los personajes no se desvincularan a los amantes del cómic de Lee O’Malley. Sí, era muy difícil, pero se consiguió gracias a la mano de un experimentado Beck y a un cúmulo de bandas que lograron una muy buena musicalización del film con canciones originales de tres bandas que poco tenían que ver una con la otra.

Te puede interesar:   Anotación Negativa: Webcomic chileno desde el sur del mundo

Además, los temas pre fabricados que se unieron al soundtrack funcionaban perfecto y no se salían del libreto de las canciones creadas para la película, lo que hace que incluso las intervenciones más lentas y románticas no parezcan fuera de lugar.

Scott Pilgrim vs The World, en sus dos versiones –película y comic-, son muy recomendadas. Liviana, chistosa, estilosa y con un soundtrack que, seguramente, terminarás comprando descargando.

 

Comenta o muere