fbpx
Cine + Series El Infinito FEATURED

Lake Mungo (2008): Terror en la pérdida

30 julio, 2019

Lake Mungo (2008): Terror en la pérdida

‘’It felt weird having my mother there with me without Alice around,
it felt like the wrong order’’

June Palmer.

En 2005, mi abuela materna falleció a las 14.46. Por alguna extraña razón, el reloj que está en la cocina de mi casa cada vez que se le agota la pila, se para a esa misma hora. Suena a una coincidencia demasiado precisa, pero la pérdida provoca eso. El trauma de perder a un ser querido golpea fuerte, deja secuelas y al final, buscar símbolos de esa figura es normal para lidiar con ello.

Lake Mungo es una película australiana de 2008, dirigida por Joel Anderson, y se ha vuelto un neoclásico del cine indie. Recomendada en círculos pequeños, ya que tuvo un lanzamiento escueto, principalmente en su país de origen.

Sigue la vida de la familia Palmer, luego de la muerte de Alice Palmer, la hija de Rusell y June y hermana de Matthew. Contada a modo de documental y utilizando metraje encontrado, muestra los hechos que llevaron a su muerte.

La cinta se basa en utilizar el género documental, a través de distintas entrevistas a la familia, amigos y conocidos de Alice para reconstruir lo sucedido. A medida que la película avanza, su figura comienza a aparecer en diversas fotos tomadas por su hermano, su mamá tiene sesiones junto a un psíquico y su papá tiene una visión de ella al entrar en su habitación.

El duelo

Hay spoilers de acá en adelante, pero no debería preocuparme, es una película con once años ya en el mercado, así que la culpa es más tuya que mía.

Lake Mungo se alza con un gran triunfo en el sinfín de películas found footage y mockumentaries, no solamente gracias a las actuaciones de los actores; es una mezcla entre el ritmo de la narración y la misma ejecución de la película. El resultado es una cinta que en ningún momento le hace creer al espectador que es falso. Tampoco hace pensar que no fue hecho con la idea de documental primero y película de terror después.

Matthew confiesa que él hizo las fotos, introdujo a Alice en las grabaciones de la casa que se muestran en la película.

Los personajes buscan formas de lidiar con la pérdida, encontrar un poco de sentido en un muerte sin explicación. Recurren a hobbies, a psíquicos y a diversos mecanismo de afrontamiento. Lake Mungo, en primer lugar es puesta como una película sobre fantasmas que aparecen en fotografías y espejos, sin embargo, es sobre el duelo y el trauma.

Más?
Richard Kelly (Donnie Darko) estaría trabajando en una biopic de Rod Serling

A medida que la historia avanza, la familia encuentra el teléfono de Alice, el que había perdido misteriosamente en un viaje con amigos. En él, dan con un video de ella en la oscuridad, haciendo zoom poco a poco, la cara borrosa de la figura se ve incómodamente familiar, siendo el único jump scare en la película.

No hay explicación para lo que Alice ve ahí, tampoco para su muerte.

Y luego llega la revelación, ese golpe en el estómago cuando la pérdida parece inexplicable, pero el no tener respuesta hubiera sido mucho más sencillo y aceptable. El duelo, es una reacción normal frente a la pérdida de una persona amada, no considerado patológico.

No obstante, cuando ese fallecimiento conlleva circunstancias sin una explicación razonable y entendible, surge el terror.

Es lenta, en gran medida, para transmitir lo complejo que es asimilar la pérdida. Llegar a términos con la muerte es un proceso que puede tomar años, sobre todo cuando aquella figura comienza a aparecer en fotos, golpear ventanas y parar los relojes.

Si alguna película de terror merece el título de joya de culto, Lake Mungo es sin lugar a dudas la primera que debería salir a discusión.

Comenta o muere

김치볶음밥