fbpx
Cine + Series El Infinito

Disney oficializó compra de 21th Century Fox: ¿Y ahora qué?

29 julio, 2018

author:

Disney oficializó compra de 21th Century Fox: ¿Y ahora qué?

Poco más de un año duró la incertidumbre sobre la entonces posible compra de Walt Disney Company a 21th Century Fox. Que sí iba, que no, que Comcast le había doblado la mano al Ratón Mickey… un montón de dudas innecesarias.

Resulta que este viernes, tras reuniones de accionistas, desde Disney hasta Fox le dieron luz verde a la compra por, ni más ni menos, 71 mil millones de dólares. Cifra muy por encima de que lo ofrecía Comcast en su minuto, por sobre los 60 mil millones.

¿Qué quiere decir esto? Que Disney, prácticamente, tendrá un imperio mucho más fastuoso del que ya poseía. Recordando que desde la compra de Pixar en los noventa y la adquisición en los últimos diez años de Marvel y Lucasfilm, la compañía cinematográfica ha cosechado, en promedio, 55 mil millones de dólares anuales. Y eso que es solamente lo que ganan con el cine…

Ahora bien, todos sabemos que con esta compra Disney obtendrá licencias de un innumerable catálogo de cintas, sagas y, por sobre todas las cosas, los derechos cinematográficos de superhéroes de Marvel: Deadpool, Fantastic Four y X-Men, entre otros. Los que podrían ser introducidos prontamente en el Universo Cinematográfico de Marvel, o tal vez no. Depende de Kevin Feige.

Muchos felices, otros dudosos de esta ganancia; algunos con resquemor derivado del poderío casi monopólico que tendrá Disney en la industria del cine. Sin embargo, ¿ahora qué vendrá?

Derechos de Marvel: ¿Se arreglará algo?

Lo que realmente hacía noticia ante la compra de 21th Century Fox, era el inquebrantable deseo de los fans por poder ver a algunos de los más importantes personajes faltantes de los cómics de Marvel haciendo equipo con The Avengers.

Aquello, en consecuencia a los desastrosos resultados tanto en taquilla como en calidad fílmica del reebot de Fantastic Four en 2015, y a su vez el desgaste de la franquicia de los mutantes, dejando al amparo del Dios Mickey y su billetera la continuidad de algunos proyectos, como Dark Phoenix o New Mutants que, como todos sabemos, sus estrenos han sido relegados a fechas cada vez más lejanas. Además, no ha habido muchos anuncios, pocos avances en tráilers y teasers, y una diminuta hoja de información sobre estas cintas.

Tenemos el caso de la exitosa saga de Deadpool, que con su categoría R puede contener algunos problemillas para Kevin Feige, a causa de que contrastaría en demasía con la línea editorial de las películas del UCM, en la cual el niño es primordial y el humor más adulto se deja para las series de la franquicia.

Desde mi visión y basado en lo que dijo Feige sobre el “respeto que tendrán por lo hecho con Deadpool en el cine”, Disney no será estúpido. Saben que el público mayoritario del Mercenario Bocazas es adicto a los chistes burdos, a la sangre y a un personaje que se distiende de la esencia de los Vengadores. Buscarán formas de introducirlo a la gama de películas, por supuesto que sí. Lo interesante será ver cómo lo harán sin que la gente diga: pos, el Deadpool se vendió, era chévere.

Lo mismo pasa con X-Men. Películas amadas y odiadas a la vez, en especial por las diferencias que hubo entre la primera trilogía y la segunda, en la que Bryan Singer adquirió un papel fundamental para su mejoramiento a largo plazo.

Muchas dudas sobre estos personajes. ¿Cómo los incluirán en el UCM? ¿Thanos tendrá algo que ver? ¿Se mantendrá el mismo casting? Esa es una tarea que, seguramente, Marvel Studios tiene planificada hace bastante tiempo. De hecho, tanto Kevin Feige como los hermanos Russo han mencionado, en reiteradas oportunidades, que no hay nada preparado con estos personajes. No les creo mucho.

Hay que considerar de que es un arma de doble filo el cómo tratarán a los personajes de X-Men. La memoria colectiva de la audiencia ya los tiene ligados a actores particulares, a una historia ya anteriormente contada, sobre todo si hablamos de Logan, Magneto y el Profesor Xavier.

Más?
Marvel presenta la primera portada de Old Man Quill

¿Y sobre Gambit? Bueno, ese es un caso especial. Muy especial.

Fantastic Four. Mmmm… ¿Difícil, no? Pues, eso es lo que deben pensar en Marvel Studios cuando tocan el tema. Las dos primeras cintas fueron medianamente decentes. Ni hablar del bodrio de 2015. No obstante, por algo pocos se han atrevido a darle visualización a proyectos con respecto al equipo dirigido por Reed Richard.

Está claro algo: No producirán una película de orígenes. Sería una estupidez; todos sabemos cómo surgieron los poderes de los 4F. Lo interesante sería abordar por qué no han aparecido en todo este tiempo. Y ojalá, a modo personal, le den un buen trato de Victor Doom… por favor.

Los hilos del Ratón

Una de las luchas que tuvo Disney para tomar las riendas de 21th Century Fox fue ante la indecisión, en primera instancia, del Departamento de Justicia de Estados Unidos. Esto, porque se hablaba de un monopolio de la industria. Con justa razón lo determinan así. Pero el Ratón venció con gloria.

Luego, la duda que cae de cajón: ¿Todas las producciones de Fox tendrán tintes Disney? Ahora Walt tendrá los derechos de, por ejemplo, Los Simpsons, Avatar, Ice Age, Alien, Kung Fu Panda, How to train your dragon, entre muchas otras que, directa o indirectamente, tendrán un camino direccionado a los intereses de la compañía.

Dudo que toquen a Los Simpsons. Avatar seguirá su exteeeeeensa ruta hacia la secuela, con más platita, por supuesto. Puede que con Ice Age, Kung Fu Panda y todas las películas de animación tengan una orientación apartada de Pixar. Deberían ampliar algunas historias, sin duda alguna. Muchos Oscar tendrán. Muchas películas en cartelera semanalmente tendrán.

El tinte adulto de largometrajes, como Alien, seguramente mantendrán su línea. El público está. Los adultos quieren seguir viendo buenas producciones de Fox. Disney tendrá su labor editorial, claramente, mas saben que no todo es infantil. Si lo hicieron bien con las series de Marvel-Netflix, pueden hacer una gran película de acción o en el espacio.

The Walt Disney Company y 21th Century Fox, una combinación que puede tener dos direcciones.

Por un lado, dañar la variedad cinematográfica, dominar casi por completo la industria del cine, dejando perjuradas las demás productoras, como Universal, Warner Bros., quienes tendrán una doble tarea para paliar, posiblemente, las bajas en términos monetarios y la incapacidad de luchar no tan solo con Disney, sino que también con Fox, Pixar, Lucasfilm y Marvel.

Y por la otra vereda, mejorar no tan solo la calidad audiovisual, de efectos especiales y más estrenos anualmente, más bien se podría hablar de que habrá una regeneración de producciones que puedan tapar la boca de muchos, dando a entender que la codiciada compra fue un bien y no un mal.

Pero de que Disney será más poderoso, será más poderoso.


Also published on Medium.

Comenta o muere

Periodista empedernidamente adicto al séptimo arte y a la música. Creativo cuando puede; inteligente cuando se debe; profesional cuando lo amerita... pero nunca una estrella de porno.