fbpx
Cine + Series El Infinito Recomendamos

Arte Conceptual: Cronología de todos las versiones de Watchmen que nunca fueron11 min read

13 diciembre, 2019 8 min read

Arte Conceptual: Cronología de todos las versiones de Watchmen que nunca fueron11 min read

Cuánto me demoro? 8 minutes

Este post nace a raíz de dos cosas puntuales: La reciente revelación de un test footage para la versión de Watchmen por David Hayter, y porque ya habíamos hecho lo propio con Akira, al revisar todas las versiones no desarrolladas del material de Otomo para el cine norteamericano.

Con eso dicho y aprovechando también el empuje de la serie de Lindelof sobre los vigilantes (que está bastante buena por cierto, y eso que ni me gusta Linedelof), vamos a revisar todos esos proyectos cancelados del universo de los Minutemen. Moore, perdónanos.

La versión de Terry Gilliam

En 1987 Fox compró por medio de Joel Silver y Lawrence Gordon los derechos para hacer Watchmen e inicialmente querían al mismo Moore para armar la historia.

El escritor, quien se había mostrado receptivo a la idea de adaptar el guion finalmente terminó rechazando el proyecto pues el británico sentía que «no estaba a la altura del desafío» así que no funcionó y cuando el tiempo pasó y el proyecto no prosperó, Gordon negoció con el estudio para llevárselo donde quisiera y así terminó en el mesón de Warner.

Joel Silver es un productor que a su haber tiene franquicias muy queridas: Die Hard, Lethal Weapon y cosas como Matrix. Y en 2014 cuando ComingSoon lo entrevistó, Silver, contó algunos pormenores de lo que habría sido una versión de Watchmen que preparaba junto a nada menos que DON, Terry Gilliam bajo una nueva escritura de Sam Hamm tras la negativa de Moore, (Hamm había trabajado en los guiones de las Batman de Burton) y que condensó en 128 páginas las 338 de la obra original.

Ese borrador recibió luego otra reescritura por parte Charles McKeown, coguionista de «Brasil» y que llegó al proyecto a petición del mismo Gilliam.

Lo que Terry había hecho fue contar la historia tal como es, pero en lugar de toda aquella noción de lo «intergaláctico» que era demasiado difícil y demasiado «tonto». Lo que hizo fue mantener la existencia del Doctor Manhattan, pero la diferencia es que él había cambiado todo el equilibrio del mundo en materia económica y la estructura política mundial.

Sintió [Hamm] que ESE personaje realmente alteró la forma en que la realidad había existido. Hizo que Ozymandias convenciera, esencialmente, al personaje de Manhattan para que retrocediera y se detuviera a sí mismo, por lo que nunca habría un personaje del Doctor Manhattan.

Era el único personaje con poderes sobrenaturales reales, y regresó y evitó ser convertido en el Doctor Manhattan, y en el vórtice que se creó después de que aquello ocurriera, estos personajes de «Watchmen» finalmente se convirtieron en personajes de un cómic.

Y en este minuto, tú (y el entrevistador) están diciendo: OH CTM, ESTO ES MUY META y Silver continúa:

Oh sï! Entonces, los tres personajes, creo que fueron Rorschach y Nite Owl y Silk Specter, están de repente en Times Square y hay un niño leyendo un cómic. Y ellos se vuelven como las personas en Times Square disfrazadas de personajes en lugar de SER realmente esos personajes. Hay un niño leyendo el cómic y dice: «Oye, eres como uno de los personajes en mi historieta». Fue muy inteligente, muy articulado, y realmente dio una resolución muy satisfactoria a la historia, pero simplemente no sucedió. Terminó perdido en el tiempo.

Gilliam no estaba contento con el primer borrador de Hamm porque, según el director, la primera versión era «solo un grupo de superhéroes andando por ahí». Así que cuando entró McKeown se modificaron muchas escenas que terminaban dándole un tono más cercano al cómic, como restaurar las entradas del diario de Rorschach como una voz en off y otros elementos omitidos en el guion de Hamm.

El año de estreno estaba fijado para 1991, pero la versión fue cancelada debido a varios problemas presupuestarios y -como verán- preocupaciones por parte de la plana ejecutiva en elementos del guion. Acerca de eso, Gilliam terminó retirándonse en gran medida porque el estudio le negó el presupuesto que necesitaban ya que sus películas anteriores habían más menos patinado en taquilla, así que solo contaban con 25 millones para su realización y el director consideró que con esa limitación, la cinta no podía realizarse.

Ah! Fun Fact! Según Dave Gibbons, Silver quería elegir a Arnold Schwarzenegger como Doctor Manhattan. Suave.

De todas maneras Gilliam dijo que«Reducir [la historia] a una película de dos o dos horas y media […] me pareció quitar la esencia de lo que se trata Watchmen» así que después de que Warner Bros abandonó el proyecto, Gordon invitó a Gilliam a volver a dirigir la película de forma independiente pero el director nuevamente se negó, aduciendo que el cómic estaría mejor dirigido como una miniserie de cinco horas.

Existió otro intento de hacer la película 1996, pero nuevamente no llegó a puerto. Si quieren leer aquel plot, pueden leerlo en inglés, acá.

La versión de David Hayter

Esta versión recibió hace poco mucha atención debido a que se liberaron como mencioné en el primer párrafo, unos test footage bastante interesantes.

David Hayter es actor, pero también es conocido por ser el guionista de la película X-Men de 2000, su secuela X2 y la entrada de The Rock a la actuación «real» con esa obra maestra del entretenimiento llamada The Scorpion King de 2002.

Hayter era un gran admirador del material, y realizó una versión a principios del 2000 que supuestamente él dirigiría. Contaba con la bendición de Moore quien llegó a decir que el material desarrollado era bastante cercano al espíritu de su obra y el nuevo productor que se sumaba al proceso Lloyd Levin, en 2003 anunció la finalización del guión al que llamó «una gran adaptación que celebra […] absolutamente el libro».

Pero para variar, los estudios la cagaron. Empezaron a modificar y meter mano, así que Levin y Gordon pensaron en llevarse el proyecto a Revolution Studios y Universal con quienes habían podido lograr filmar Hellboy, pero nada de esto claramente pasó.

Ahora, la historia sigue. En 2004 Watchmen se movió como proyecto a Paramount quienes empezaron a tantear nombres para dirigir el guion de Hayter y David quedó relegado solo a las labores del guion. Sonaron personas en la dirección como Darren Aronofsky (que prefirió trabajar al final en The Fountain, cosa por la que doy las gracias) y nada menos que Paul Greengrass quien venía llegado de The Bourne Supremacy.

La idea era estrenar en 2006 esta vez y dentro del cast se pensó en personas como Simon Pegg y Daniel Craig para Rorschach, además de otros nombres para otros papeles como Jude Law y Sigourney Weaver.

Se crearon concepts arts por el artista Tristan Schane que mostraban a un Dr Manhattan que estaba diseñado a «vientre abierto» y otros por parte de el diseñador de producción Dominic Watkins, colaborador habitual de Greengrass, y otros por Adam Brockbank.

Además se planeaba usar música de Joe Kraemer, hombre tras cosas como Doctor Who y Rogue Nation.

Nada de esto pasó. En 2005 el CEO de Paramount Donald De Line se retiraba del estudio y muchos proyectos grandes se caían. Uno de ellos, era Watchmen. O algo así.

Sin embargo Hayter logró filmar en agosto de 2003 algunas pruebas de cámaras antes de que metieran mano los ejecutivos: básicamente es una escena clave entre Rorschach interpretado por Ray Stevenson y un Nite Owl quien estaba bajo la actuación Iain Glen.

La escena fue subida hace poco por Hayter a Twitter al ser rescatada de un VHS mugroso de por ahí.

La versión de Zack Snyder

Luego del retiro de De Line, Paramount apretó el botón de reset y decidió descartar el guion de Hayter. Se aliaron con Warner (quienes habían estado mirando el proyecto desde 1989) y ahora sin Greengrass, intentaron hacer nuevamente Watchmen.

Pero faltaba director! Así que tras ver el manejo de Snyder post 300, decidieron ver si le interesaba el proyecto y bueno, sí le interesaba.

Snyder trató de mantenerse apegado por completo a la obra de Moore en lo formal. El guion volvía a estar ambientado durante la Guerra Fría (el de Hayter era contemporáneo) y el cómic básicamente se volvió un guión gráfico para el director que recordemos, es director de arte por sobre todas las cosas.

El presupuesto se mantuvo bajo los 100 millones de dólares, se confirmó como obra Rated y los cambios estructurales de la trama fueron mínimos. Cosas que cambiaron? Esa estética hiper-estilizada de los trajes fue una idea por parte de Snyder quien comentaba que«el público podría no apreciar la ingenuidad de los trajes originales. Por lo tanto, hicimos esfuerzos para darles un aspecto […] moderno, y no moderno en el sentido de 2007, pero moderno en términos de estética de superhéroe «.

Snyder terminó trabajando un corte inicial que duraba tres horas y acá me quiero detener un poco. Snyder claramente comete errores. Errores de interpretación de la obra con ese sentido tan hipertrofiado que tiene de la estética cool que hace que lo que debía verse ridículo, se vea en extremo bacán, tanto, que llega a verse ridículo, y no sé, quizás Snyder es un genio y yo no me doy cuenta.

Pero el sujeto defendió a brazo partido la integridad de su obra y de cómo él, quería rendir homenaje al material original. La versión de cine que vimos, es sinceramente un flaco favor a su visión, que incluía la animación de Relatos del Navío Negro, Under the Hood, la biografía de Hollis Mason y se extendía en muchos puntos de la trama quizás innecesarios en el orden de dar ritmo narrativo, pero que ahondaba en el mundo distópico creado por Moore y Gibbons.

Y bueno, terminó como terminó.

No quiero cerrar hablando de la importancia de la obra de Moore como una obra seminal y casi que fundacional y predictiva de nuestros tiempos, porque, qué paja, y gente mucho más bacán que yo lo ha hecho antes, pero si quiero decir una cosa:

Watchmen es pulento. Lean Watchmen, discutan Watchmen, vean Watchmen y honremos a Moore. Fin del comunicado.

Comenta o muere

Periodista. Fundador de Plan9. Weón fome.