fbpx
Alta Fidelidad El Infinito Música

Alta Fidelidad: Ti Amo (2017) de Phoenix, el dolor del amor no correspondido

15 abril, 2019

Alta Fidelidad: Ti Amo (2017) de Phoenix, el dolor del amor no correspondido

Non posso vivere
Troppo bisogno di te
Wish you decided to stay
We’re too far, we’re too far away.

Telefono, Phoenix.

Decir que Phoenix no es la banda más grande del momento salida de Francia sería faltarles el respeto. Decir que son indulgentes sí es una verdad. Su carrera se ha caracterizado por dar con singles de indie-pop con una estética muy europea, muy estilizada de una visión romántica de su país de origen.

El cuarteto en Ti Amo decidió ser -aún- más indulgentes: Dar con canciones que se sienten como un trabajo de 8 a 18. Lo que habla de una banda que tiene la dedicación de encerrarse en el estudio a buscar una visión super fresa.

Phoenix tiene por detrás una cultura que siempre se ha enfocado mucho en la estética, en hacer del arte un placer.

En su sexto disco, crearon un refugio. En un país donde el malestar social es una amenaza para la estabilidad política día a día, Phoenix recurrió a su mejor arma; crear canciones pop con un sonido retro para refugiarse de un terror sociopolítico amenazante para cualquiera que deba verlo en primera persona.

Es un refugio cargado de sintetizadores pop, acordes repetitivos y pasión carnal.

Brancowitz, uno de los guitarristas de la banda le dijo a GQ en 2017 que lo afrancesado de su sonido es lo que los ha llevado al éxito.

Y eso se nota en la construcción de cada canción, no buscan dar con coros repetitivos que evoquen un earworm constante pero que se va a disipar en un par de días. Phoenix siempre ha sonado europeo, con una estética super cool de extranjeros que dominan rudimentariamente el inglés y lo hacen propio. No hacen mucho esfuerzo. Eso es cool.

En la última canción del disco, Telefono, suenan muy bacánes. Es un corte que demuestra inseguridad en una relación a larga distancia, pero tiene una mezcla de estrofas en italiano e inglés, junto a la voz de Mars hacen de los delicados sintetizadores un soundtrack de película.

Dudo que Sofia Coppola eligiera canciones de Phoenix para el soundtrack de sus películas solo por su relación con Thomas Mars. Estaban destinados a estar juntos.

El amor calculado

En francés ‘’la douleur exquise’’ se usa para referirse al dolor de un amor no solicitado, ese que nunca será correspondido pero tampoco puede decepcionar.

Más?
Innocent: Lo sublime hecho manga

Encasilla perfectamente tanto el sonido como las letras de Phoenix, usualmente estas últimas son poco concisas, cosa que en Ti Amo se volvieron explícitas. Tal es el caso del primer single del disco, J-Boy una canción cargadas de sintetizadores que preguntan sobre el pragmatismo del amor.

Como todo disco de Phoenix cuenta con temas de relleno, en esa categoría entran Lovelife, Role Model y Fleur De Lys, las que son necesarias para darle espacio a los grandes singles, los que mueven estadios. Los franceses siempre han sido una banda con la capacidad de ser cabeza de cartel en el festival que se les ponga, tienen un repertorio repleto de singles radiales que hacen saltar al público y corear sus canciones; entregan una excelente presentación debido a esa facilidad para escribir.

Ti Amo, en gran medida es indulgente, hasta saber que la banda lo hizo pensando en todo lo que Francia atraviesa en la actualidad. No es directamente un mensaje político, tampoco un proceso de experimentación: Es un lugar seguro donde la visión romántica de Italia y el amor florecen. Una barrera a la desilusión.

On
We’re meant to get it on
We’re meant to get it on
We’re meant to get it on

Comenta o muere

김치볶음밥